viernes, 31 de julio de 2009

EL OLVIDADO PARTE 2..........



Siguiendo con el comentario sobre El Espíritu Santo y la manera como lo hemos olvidado. Aun cuando decimos que somos trinitarios y que creemos en el, pero lo tenemos olvidado. les quiero compartir este excelente artículo del Hermano David Wilkerson sobre el mismo.

El propósito de Dios para cada uno de sus hijos que nos rindamos a gobierno y autoridad del Espíritu Santo.

“Si vivimos por el Espíritu, andemos también por el Espíritu” (Gálatas 5:25). En otras palabras: “Si Él vive en ti, ¡déjalo dirigirte!”

Quiero mostrarles lo que significa caminar en el Espíritu. Yo aún no he llegado a este glorioso caminar, pero, ¡estoy ganando terreno!

Hemos oído la expresión “andar en el Espíritu” durante toda nuestras vidas, pero ¿qué significa en realidad? Creo que el capítulo 16 de Los Hechos es uno de los mejores ejemplos de lo que quiere decir andar en el Espíritu Santo.

El Espíritu Santo provee de instrucciones detalladas, absolutas y claras a aquéllos que andan en él. Si usted anda en el Espíritu, entonces no anda en confusión, sus decisiones no están nubladas.

Los primeros cristianos no caminaban en confusión. Ellos eran guiados por el Espíritu en cada decisión, ¡cada paso, cada acción! El Espíritu les hablaba y los dirigía en cada momento. No se tomaba ninguna decisión sin consultarle a Él. El lema de la iglesia a lo largo del Nuevo Testamento era: “¡El que tiene oídos para oír, que oiga lo que el Espíritu dice!”

Comencé ministrando en la ciudad de Nueva York porque el Espíritu Santo me lo dijo claramente: “Anda a la ciudad de Nueva York y levanta una iglesia”. Y me dijo cuándo venir. Ni el diablo ni sus demonios podían moverme de esta convicción, porque el Espíritu me había dado instrucciones detalladas. Recuerdo estar parado entre Broadway y la Séptima Avenida, llorando y levantando mis manos. El Espíritu Santo me dijo: “En esta misma área Yo voy a levantar una iglesia. Obedéceme, David. ¡Comienza una iglesia en la ciudad de Nueva York!” La Iglesia Times Square no es un accidente. ¡Es el resultado de instrucciones claras y detalladas del Espíritu Santo!

pregunto: ¿Cuantos podríamos decir que la iglesia o el trabajo que tenemos o el lugar en donde estamos es el resultado de ser guiados por El Espíritu?
CONTINUARÁ..........
Share:

2 comentarios :

  1. La verdad no tengo ide a de quien seas pero, grcias por esta leccion. Me a edificado demasiado, especialmente ahora que el Senor a estado tratando conmigo acerca de este tema. mil Gracias y que Dios siga bendiciendo su ministerio

    ResponderEliminar
  2. Anonimo: usualmente no publico anonimos pero en este caso que bueno que te ayudó.
    Bendiciones

    ResponderEliminar